La casa de los espíritus y otras supersticiones en Tailandia

IMG_5117

-¿Estás que son?
-Son casas para los espíritus.
-¿Para los espíritus?… ¿En serio?…. (Toda la crianza católica vino a mi mente y quise persignarme, pero me contuve)…

¿Para qué quieren tener a los espíritus tan cerca? Mi madre, que miedo…

Cuando vayas a Tailandia te darás cuenta que hay unas pequeñas casas, del tamaño de un pajarera más o menos, en las entradas de las viviendas y negocios, y que tienen pequeñas figuritas dentro y ofrendas afuera. Si ya has ido a Tailandia pues ya las habrás visto por todos lados. Resulta que estas casitas están ahí para los espíritus. Pero no los espíritus de personas fallecidas, como pensé en un principio y casi me dio por hacerme la señal de la cruz, sino deidades. Los espíritus en Tailandia se refieren a un tipo de Dioses que protegen y benefician en diferentes áreas de la vida. Según el folclore tailandés, los espíritus son seres celestiales que pueden interferir de manera positiva y negativa en los asuntos humanos, entonces mejor tenerlos en las buenas y hacerles una casita para que estén cómodos ¿no? Muy inteligentes los tailandeses….

En Bangkok se pueden ver las casitas de los espíritus en las casas que se asoman entre los edificios, en hoteles y restaurantes. Siempre las verás bien decoradas con guirnaldas, inciensos encendidos o consumidos, con comida y bebida. Es muy curioso asomarse por la ventanita y ver figuras muy pequeñitas adentro. Luego que entendí que no era para “espíritus” en el concepto que tenemos en Latinoamérica (almas humanas que rondan en la tierra de los vivos), sino más como ángeles o dioses, me pareció gracioso y hasta cuchi, e imaginaba que si yo hubiera ido a Tailandia cuando era niña, me hubiera provocado jugar con mi barbies y polly pockets dentro de las casas. Claro ahora entiendo que eso hubiera sido súper irrespetuoso.

Artículo relacionado “06 cosas sobre Bangkok lo esperado y lo inesperado”

Para los tailandeses hay muchas deidades/espíritus, los más conocidos son los Guardianes de los Espíritus de la Tierra. Este grupo está conformado por: el Espíritu Guardián de la Casa, el Guardián de los Jardines, Guardián de los campos-plantaciones, Espíritu Protector de las Entradas y Escaleras, Protector de los animales, Protector de los Bosques; Montañas; Campos; entre muchos otros. Tantos espíritus existen como costumbres y supersticiones asociadas a ellos. Por ejemplo, el Espíritu Protector de las Entradas y Escaleras dicen que vive en los marcos de la entrada principal de una vivienda. El marco esta alrededor de toda la puerta incluso en el suelo, por lo que nunca pero nunca puedes pisar el marco de la puerta porque es una señal de completo irrespeto hacia el espíritu. Evitar enojarlos y honrarlos es parte de la rutina religiosa de los tailandeses. Para honrarlos, se levantan para empezar su día y comparten ofrendas con ellos, a veces oran para pedir bendiciones de los espíritus.

Las casas más comunes que veras son las Saan Chao Thii y las Saan Phra Phum. Se diferencian en su construcción. Las Saan Chao Thii son las más antiguas y tienen cuatro pilares que sostienen la casa sobre la tierra. Las Saan Phra Phum son como un Castillo Celestial en el Monte Sumeru, el reino cósmico de los Dioses. Se cree que el nombre y la tradición como tal, tienen sus raíces en la religión Hindú. Y es que realmente parece un poco más hindú, ¿no lo creen? Incluso en India también aplican lo de no pisar los marcos de las puertas. Y es que todo es parte de una práctica más antigua y primitiva. Además hay que considerar que la vasta mayoría de los tailandeses son budistas, lo que hace un poco más extraño la realización de estas prácticas. Pero esta es otra característica de los tailandeses: son muy supersticiosos! Y aunque el Buda no habla en sus enseñanzas de espíritus, ni fantasmas, los tailandeses creen en ellos. Tanto así que pueden dejar las luces prendidas durante la noche para ahuyentar los fantasmas, tienen miedo de vivir en casas muy grandes y solos por la misma razón. Y no crean que lo del miedo a los fantasmas es cosas de niños, nada que ver, adultos grandes y maduros tienen el mismo temor. Mi novio vivió en Tailandia por algunos años y cuando le preguntaban cómo vivía y respondía que solo, cada uno de los tailandeses le hacía la misma pregunta: ¿Y no tienes miedo a los fantasmas?

 

Artículo relacionado:“Ficha: Tailandia”

Al parecer estas creencias son de vieja data, los tailandeses los trajeron con ellos desde que empezaron su camino desde China hace cientos de años. Cuando llegó el Budismo, ellos siguieron practicando algunos rituales de adoración a los espíritus y ánimas, el cual era su religión previa.

Cuando salí a las afueras de Bangkok se podía ver en los lados de las autopistas ventas de las casitas listas para estrenar. Y es que antes de construir o habitar tu casa, tienes que colocar la casa de los espíritus y realizar un ritual para invitarlos a habitar la casa que les trajiste y no vayan a estar en tu hogar atormentándote, porque se cree que ya ellos están viviendo en el terreno y que tu vienes a quitarles su espacio, entonces mejor ofrecerles otro. También vi en una esquina en plena intersección varias casitas viejas y descartadas. Era una escena triste y desolada, las casitas ahí en la intemperie, a la buena de la lluvia y el sol, pudriéndose en medio de una carretera y plantaciones de arroz. Era una vista tan desesperanzadora que me bajé del carro a tomar fotos, quería recordarlo y mostrarles.

Luego aprendí que la historia no es tan triste, estas casas cumplieron su periodo de utilidad y cuando la hora llega, se construye otra casa al lado, se realiza una ceremonia para que los espíritus se traspasen de la vieja a la nueva. Las viejas casas no se botan simplemente, se llevan a templos o a sitios donde haya una carga energética o “actividad de espíritus” y se dejan con otras casas, nunca sola. Esa fue la escena que vi saliendo del pueblo de Phichit rumbo a Bangkok.

Algunos verán esta práctica pagana, les dará como a mí las ganas de persignarse, otros los ven como una práctica ancestral donde los humanos reconocen el poder de la naturaleza y la necesidad existente de honrarla, pero no importa como la veas ésta es una muestra muy palpable de la idiosincrasia de los tailandeses, así que abran los ojos y vean las intricadas formas de las casas de los espíritus cuando visiten Tailandia, observen que le dan los dueños a sus espíritus ¿flores, arroz, gaseosa o té? ¿Está bien mantenida y limpia? ¿Hay restos de incienso quemado de ese día?

¡Más sobre Tailandia muy pronto!

Te puede interesar “Guía de viaje en tuk tuk”

Pin it! Pineálo!

La casa de los espíritus y

 

Te gustó el artículo? Conéctate con nosotras en wordpress y en nuestras redes (Facebook , Instagram y Pinterest) para que conozcas más de nosotras y de nuestro blog

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

4 thoughts on “La casa de los espíritus y otras supersticiones en Tailandia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s